FANDOM


Deshidratar carne en el horno 

Pechuga

Pechuga deshidratada

Hay una manera muy sencilla de preparar carne deshidratada que se puede ofrecer como premio para nuestros hurones, gatos, perros o cualquier animal carnívoro, de esta manera nos aseguramos que son carne 100% sin ningún aditivo además de resultarnos mucho más baratos.

Preparación:

- Seleccionamos la carne que queramos, por ejemplo panceta, que no esté sazonada, ni salada, ni con algún tipo de aditivo; al igual que panceta se puede coger pechuga, pato, ternera, lomo, etc.

- Se saca del congelado y se corta en tiras muy finas antes de que esté descongelada del todo, de esta manera resultará más fácil cortarla.

- Se precalenta el horno a la temperatura mínima (50-80ºC) y con función de aire.

- Se introduce la carne en el horno y se deja hasta que esté completamente seca.

- Una vez seca, se saca del horno, se deja enfriar y listo.

Duración

Esta es una manera sencilla y natural de deshidratar la carne, al deshidratar la carne lo que hacemos es quitar todo el agua que contiene ésta por lo que nos aseguramos una mayor duración y la eliminación del agua que es un medio de cultivo para las bacterias.

Aunque hayamos retirado el agua, este tipo de carne deshidratada debe conservarse en la nevera, y su duración será de 1 mes o 1.5 meses, ya que no lleva ningún tipo de conservante no se mantiene tanto como los premios comprados en supermercados o tiendas de mascotas.